Lo que era una tensión subterránea y silenciosa entre Nación y la provincia de Buenos Aires por el reparto de los fondos en el marco del Presupuesto 2019, se convirtió ayer en un abierto reclamo por parte del gobierno de María Eugenia Vidal.

En la antesala del tratamiento de la “ley de leyes”, que ayer tuvo despacho de la Comisión de Presupuesto y hoy llegará al recinto de Diputados (ver aparte), funcionarios políticos de la administración Vidal salieron a plantear fuertes reproches por la redacción final del despacho del proyecto.

La Provincia venía planteando la necesidad de que se incluya una indexación a la compensación por el dinero no percibido en concepto de Fondo del Conurbano. Así lo pidió la propia Vidal días atrás al presidente Mauricio Macri.

La medida hubiese supuesto fondos extra por 19 mil millones de pesos para 2019 por sobre los 40 mil millones ya acordados. De esa forma, entendían en la Gobernación, se podía atenuar el impacto del ajuste para la Provincia contenido en el Presupuesto.

Al comienzo del debate de la “ley de leyes” en el Congreso nacional, se especulaba con la posibilidad de que se incluya un artículo para habilitar el giro de partidas a la provincia de Buenos Aires. Pero eso finalmente se descartó porque trababa la negociación con los gobernadores del PJ.

Ahora el gobierno de Vidal depende de un decreto del Poder Ejecutivo antes de que se apruebe el Presupuesto bonaerense para poder incluirlo ahí.

En ese marco, el ministro de Gobierno de María Eugenia Vidal y uno de los voceros políticos del Ejecutivo, Joaquín De La Torre, salió en las últimas horas a formular duros reproches.

Fuente: El Día

Compartir en Redes Sociales