La inflación de julio fue de 7,4% y se convirtió en la más alta desde abril de 2002 cuando el país sufría el impacto de la ruptura de la convertibilidad.

De esta forma la suba de precios en siete meses alcanzó a 46,2% y la interanual trepó a 71%.

Los datos fueron difundidos por el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC).

Los rubros que más aumentaron

El rubro que presentó la mayor suba del mes fue Recreación y cultura, con el 13,2%, explicada en parte por los aumentos de los servicios asociados al turismo durante el receso invernal.

Le siguieron las subas en Equipamiento y mantenimiento del hogar, con el 10,3% y en Restaurantes y hoteles, 9,8%, esta última también comprendida en el marco del receso de invierno.

Además, durante julio se destacaron los incrementos de cigarrillos, en la división Bebidas alcohólicas y tabaco con el 6,4%; de los servicios de agua y electricidad en algunas regiones del país, que impactaron en Vivienda, agua, electricidad, gas y otros combustibles, 4,6%; de la cuota de la medicina prepaga en la división Salud 6,8%.

En tanto, los servicios de telefonía y de conexión a internet, en Comunicación subieron 5,5%; y de los servicios educativos de todos los niveles, en Educación, 6,1%

La suba de Alimentos y bebidas no alcohólicas del 6% ” fue la de mayor incidencia en todas las regiones” destacó el Indec.

 

 

 

 

 

Compartir en Redes Sociales